¿Liberación sexual? Lic. Virginia Martínez Verdier

 

     Hasta hace relativamente pocos años (40 o 50 años), el goce sexual de la mujer no era tomado en cuenta como necesario. En aquellos ,momentosVarios sucesos sociales fueron modificando esta idea:

 

·        Con la segunda Guerra Mundial, muchas mujeres salieron de su  ámbito privado para pasar a ocupar lugares de trabajo hasta ese momento restringidos a los varones.

·         El desarrollo del "feminismo" como búsqueda de reconocimiento social del lugar de las mujeres.

·        El descubrimiento de la penicilina permitió curar las infecciones que hasta ese momento llevaban a la muerte, entre ellas las enfermedades transmisibles sexualmente.

·         El descubrimiento de la pastilla anticonceptiva que le permitió a la mujer hacerse dueña de su cuerpo y de su decisión de procrear.

 

            Aunque hemos empezado el siglo XXI, y la mayor permisividad y exposición de expresiones sexuales a través de los medios de comunicación, hagan pensar que la mayor liberación de costumbres sexuales es generalizada, la realidad cotidiana de las personas nos muestra un amplio abanico de situaciones.

En sexualidad, como en muchos otros temas, es importante no generalizar, ni considerar que "lo común" es lo que nos pasa a nosotros (o a los otros). Toda sociedad está conformada por diversos sectores humanos que se manifiestan con  costumbres y conductas totalmente diferentes y hasta opuestas. Es así que, entre las minorías sexuales que están saliendo a la luz y los "liberados sexuales" también hoy persisten personas con ideas y actitudes que podemos considerar habituales de otras épocas histórico-sociales.

            Las diversas maneras que tenemos los seres humanos de manifestarnos sexualmente no son sencillas de comprender. Cada caso es único porque -además de la inserción sociocultural- depende de la personalidad, la historia, las experiencias vividas, las creencias, los prejuicios de cada uno y de la relación general de la pareja.